Saber a teta – Spanish Idioms EP296

Hola y bienvenido o bienvenida a un nuevo episodio de SpanishPodcast.net Hoy te explicamos una nueva expresión: saber a teta.

Hemos creado este episodio por un mensaje que nos envió Mirthe a través del correo electrónico. Ella es de los Países Bajos, pero ahora se ha jubilado y vive en España. Nos ha dicho que escucha nuestro podcast porque aprende muchas cosas que luego escucha en conversaciones cotidianas con españoles. También usa muchas de las expresiones cuando habla y sus amigos españoles se sorprenden de que las conozca.

spanish saber a teta

Hace poco, estaba con unos amigos españoles. En un momento de la conversación, dijeron una expresión nueva para ella: saber a teta. Cuando se la explicaron, le pareció una expresión muy curiosa. Ella pensó que sería interesante compartirla en el podcast. Pues aquí está el episodio.

Palabras que forman parte de la expresión

La expresión saber a teta está formada por tres palabras: el verbo “saber”, la palabra “a” y la palabra “teta”. Son las tres muy sencillas, pero te hablo brevemente sobre ellas.

El verbo saber es muy conocido. Si comprendes el contenido de este podcast, seguro que conoces este verbo. Saber significa tener conocimiento de algo, un conocimiento profundo. Por ejemplo, si te digo: “sé muchas cosas sobre química”. Quiero decir que soy un experto en química, que tengo muchos conocimientos sobre química.

Otro ejemplo: “¿Sabes si ha venido Laura?”. En este caso es una pregunta. Te estoy preguntando si tienes esa información. ¿Ha venido Laura? ¿Sí o no? Si puedes responder a esta pregunta, sabes la respuesta.

Pero el verbo saber tiene otro significado. Saber también puede estar relacionado con el sabor. El verbo saber también se puede utilizar para describir el sabor de algo. Por ejemplo: “esta carne sabe a pollo”, “esta ensalada sabe salada” o “la comida me supo muy bien”. Este es el significado que nos interesa hoy para la expresión saber a teta. Al final practicaremos con la conjugación.

La siguiente palabra es “a”. Es una palabra muy corta, solo tiene una letra. La palabra a es una preposición. Esta preposición puede tener hasta 22 usos diferentes. Se puede usar para sustituir a otras preposiciones.

La palabra a, muchas veces, se coloca delante de verbos o sustantivos. Por ejemplo: “sabor a pollo”, “tengo miedo a volar en avión” o “se parece a Daniel”.

La última palabra de la expresión es teta. Una teta es una parte del cuerpo humano, concretamente del cuerpo de las mujeres. La teta es la parte del cuerpo con el que las mujeres dan de comer a los bebés. Cuando una madre está alimentando a su bebé, en español decimos: “le está dando la teta”. Esto quiere decir que el bebé está succionando el alimento de su madre, está bebiendo la leche de su madre.

La palabra teta es una palabra informal. Si vas a al médico y tienes que hablar de esta parte del cuerpo, es mejor que utilices pecho. Por ejemplo: “me duele un pecho”. Es una palabra formal. De todas formas, no te preocupes, no pasa nada si dices teta.

¿Qué significa la expresión saber a teta? Ahora te lo explico.

Significado de la expresión saber a teta

¿Qué significa saber a teta? Bueno, el significado es bastante sencillo. Seguramente, alguna vez, has visto a un bebé comer de la teta de su madre. Los bebés, cuando comen, suelen comer con muchas ganas. Parece que tienen mucha hambre. Comen con ansiedad. Los bebés necesitan comer muchas veces al día para poder crecer bien. Cuando terminan de comer, suelen quedarse a gusto, se suelen quedar dormidos y relajados.

Entonces, ¿qué significa saber a teta? Saber a teta significa que algo te gusta mucho. Generalmente esta expresión se refiere a la comida. Es decir, usamos la expresión saber a teta cuando alguien está comiendo con mucho placer, cuando está disfrutando mucho con la comida.

Supongo que la expresión se utiliza por lo que te dije antes. Los bebés comen con mucha ansiedad, muy rápido, como si les gustara mucho lo que comen. Así que, en España, cuando vemos a alguien disfrutando mucho de la comida, decimos “le está sabiendo a teta”. Queremos decir que le gusta mucho lo que está comiendo.

A veces, se usa la expresión en otros contextos. Puedes estar disfrutando de otra manera. Por ejemplo, alguien te está dando un masaje. Es un masaje muy bueno, muy relajante. Tú tienes sensaciones muy agradables. Así que puedes decir: este masaje me sabe a teta.

La expresión, generalmente, se usa con la comida, pero también puede usarse en otros contextos. Voy a contarte un par de pequeñas historias para que escuches la expresión en contexto y para que practiques la imitación.

Pero antes, te voy a hablar de los audiobooks de SpanishPodcast.net Si te gustan nuestras lecciones puedes descargar audiobooks que tienen los archivos de audio y las transcripciones para que las uses en cualquier dispositivo y sin necesidad de conexión a Internet. Puedes descargar los 100 primeros episodios, los 100 siguientes o los 200 primeros episodios. También tenemos un audiobook en español sobre el aprendizaje. Si quieres aprender cómo estudiar mejor y conocer trucos para memorizar a largo plazo y aprender de forma efectiva mientras aprendes español, este es tu audiobook. Y por último, pero no por ello menos importante, nuestro pack de diálogos. El pack de diálogos tiene 24 diálogos en español con 24 lecciones. En los diálogos puedes escuchar conversaciones cotidianas en diferentes situaciones. La mayor parte de ellas informales, hay otros diálogos un poco más formales. Cada diálogo está acompañado de una lección en la que te explicamos las expresiones y el vocabulario más importantes. Por último, hay dos archivos de audio para que practiques hablando con nosotros, para que participes en el diálogo. Además, incluimos una guía de aprendizaje para que utilices el pack de diálogos de forma eficiente. Echa un vistazo, seguro que estos audiobooks te saben a teta.

Historias para memorizar la expresión

Voy a contarte un par de historias para que escuches la expresión en contexto. De esta forma podrás memorizar a largo plazo la expresión y su significado.

Imagina que hace años tuviste que ir a vivir a otra ciudad. Cambiaste de trabajo y por ese motivo tuviste que cambiar de ciudad. Allí has conocido a tu actual pareja. Llevas varios años viviendo allí. Un día, unos amigos te llaman por teléfono. Van a visitar la ciudad, así que quieren quedar contigo. Decides que es una buena idea cenar en tu restaurante favorito. Es un restaurante de comida exótica, comida rara que viene de un país muy lejano. Tu pareja y tú no estáis seguros de que a vuestros amigos les vaya a gustar esta comida, pero os gusta ser originales.

Durante la comida, vuestros amigos no dicen nada. No hablan porque les está gustando tanto la comida que no hacen ninguna pausa. Así que dices a tu pareja: “mira, les está sabiendo a teta”.

Con esta frase quieres decir que les está gustando mucho la comida, que están disfrutando mucho de ese momento.

Voy a contarte otra pequeña historia:

Imagina que tu pareja y tú, tenéis un bebé. Un día, vuestro bebé empieza a llorar y no sabéis por qué. No sabéis si tiene hambre, si le duele algo, si tiene fiebre o si necesita otra cosa. Pasan las horas y el bebé sigue llorando. Ya habéis probado de todo, pero sigue llorando. Entonces, de repente, tienes una idea. Vas a intentar darle de comer algo diferente. Pelas un plátano y se lo acercas a la boca para que lo chupe. El bebé empieza a chupar el plátano, está muy dulce y, ¡se ha callado! Además, pone una cara especial, ¡le está gustando mucho! Todavía no puede morderlo, pero parece que el sabor del plátano le gusta mucho. Le dices a tu pareja: “el plátano le sabe a teta”.

Quieres decir que el plátano le está gustando mucho, que está disfrutando mucho de esa comida.

Practicar la pronunciación

Vamos a practicar la pronunciación con la expresión saber a teta. Se usa de varias formas diferentes, pero hay dos tiempos verbales que se usan mucho más que el resto: el presente continuo y el pretérito de indicativo.

El presente continuo se suele utilizar cuando la acción está ocurriendo en el momento de hablar. Es el ejemplo del restaurante. Tú estás viendo comer a tus amigos. Por eso usas el presente continuo.

Solo vamos a conjugar una persona, la tercera. ¿Por qué? Porque esta frase se suele utilizar con un pronombre de complemento indirecto: me, te, le, nos, os o les.  Es decir, el sujeto siempre será la cosa que gusta y el complemento indirecto será la persona a la que le gusta. Vamos allá, repite después de mí:

Me está sabiendo a teta…

Te está sabiendo a teta…

Le está sabiendo a teta…

Nos está sabiendo a teta…

Os está sabiendo a teta…

Les está sabiendo a teta…

Y ahora vamos a practicar con el pretérito de indicativo. Utilizamos este tiempo verbal cuando hablamos de cosas que ya han ocurrido y terminado. Vamos allá, repite después de mí:

Me supo a teta…

Te supo a teta…

Le supo a teta…

Nos supo a teta…

Os supo a teta…

Les supo a teta…

Pues creo que ya es suficiente. Recuerda repetir esta lección varias veces. Escúchala, repítela, lee la transcripción, vuelve a escucharla, intenta usar la técnica espejo. En fin, intenta seguir todos los consejos que damos en el podcast. Verás como consigues automatizar el contenido del episodio. Si lo haces, este episodio te sabrá a teta.

Si tienes alguna duda ya sabes que puedes ponerte en contacto con nosotros por email, en las redes sociales o en el foro de la comunidad. Intentaremos responder lo antes posible.

Un saludo, mucha suerte y hasta la próxima.

Ayuda a que otras personas descubran este podcast:

Diálogos para aprender español

El aprendizaje descomplicado

Download 100 Episodios SpanishPodcast.net

Download 100 Episodios Más SpanishPodcast.net

Download 200 Episodios SpanishPodcast.net